Curiosidades que no sabías de Reikiavik

Su ubicación geográfica, alejada del macizo continental, hacen de esta isla un lugar recóndito del que rara vez oímos hablar en las noticias. Por eso, en el post de hoy os proponemos descubrir una serie de curiosidades que no sabías de Reikiavik, su capital. ¡Esperamos que lo disfrutes!

Con sus 274,5 kilómetros cuadrados, Reikiavik es la ciudad es la más grande y poblada del país con algo más de 122 mil habitantes. Puede que esta cantidad parezca insignificante si la comparamos con las densidades de población de ciudades como Madrid, Barcelona u otras tantas importantes urbes españolas, sin embargo, debemos tener en cuenta que el total de la población del país es de 331 mil habitantes, una cifra similar similar al total de habitantes de Bilbao.

El nombre de la ciudad, Reikiakik, significa en islandés “bahía humeante” y le fue dado por el primer asentamiento poblacional que tuvo la ciudad, un grupo de vikingos procedentes de Noruega que llegaron a la zona hacia el año 870. El nombre se debe a los vapores termales que se producen en la bahía por la gran actividad geotérmica que tienen sus tierras

Por lo que respecta a la ubicación geográfica, Islandia está tan al norte que, a pesar de que Reikiavik está situada al suroeste del país, es la capital situada más al norte del Planeta, quedando por encima de otras como Olso, Estocolmo o Helsinki. Esto supone que en verano, los días cuentan con 24 horas de luz solar mientras que en invierno la luz del día dura solo unas horas. Sin embargo, esto no es algo que afecte al carácter de sus habitantes y es que la fiesta es una constante en la vida de los ciudadanos de Reikiavik, a la que llaman la “Ibiza del norte”. En medio de tanta naturaleza indómita y temperaturas gélidas (aunque menos de lo que se puedan pensar), cada fin de semana llega la locura del Runtur, o ruta de los bares, donde los jóvenes y no tan jóvenes de todas partes del país viajan hasta la capital a disfrutar de una fiesta nocturna que, en muchas ocasiones, comienza el viernes y acaba el domingo. Este Runtur comienza por lo general en las casas, donde la gente se reúne para beber de forma más económica (el precio del alcohol es bastante elevado) y continúa en la calle donde los islandeses recorren la ciudad de bar en bar y de discoteca en discoteca en una noche frenética.
Hallgrímskirkja
Si entre fiesta y fiesta quieres disfrutar de las mejores vistas de la ciudad, sólo tienes que acercarte hasta el Hallgrímskirkja, una imponente y moderna iglesia luterana con forma de volcán gigante, en alusión al origen volcánico de la isla. La verdad es que si nos la encontrásemos en una película de Star Wars no desentonaría en absoluto.

Por lo que respecta a la seguridad, el índice de criminalidad es bajísimo, por lo que podemos pasear con total tranquilidad. Tan escasa es la delincuencia en el país que algunas antiguas cárceles han sido transformadas en albergues, y es que en Reikiavik, se produce una media de un asesinato al año, un índice muy inferior al de casi cualquier otra capital europea o americana. Esto demuestra el gran civismo de este país que quizá, se derive del hecho de que cuenten con el parlamento democrático más antiguo del mundo, el Alþingi, cuya sede se encuentra en Reikiavik y que fue fundado en el siglo X.

Estas son sólo algunas de las curiosidades que esconde este singular y pequeño país, pero sin duda, si quieres conocer más a fondo sus encantos, lo mejor es que hagas la maleta, reserves un vuelo y, por supuesto, que no te olvides de contratar tu seguro de viaje con Allianz Assistance. ¡Viaja tranquilo y disfruta!

¡Comparte en tus redes!
Calcula tu precio
Leer más artículos