5 cosas que hacer en Capadocia

Hay escenarios cuya orografía resulta un auténtico placer para los sentidos y Capadocia es uno de ellos. Esta región interior de Turquía es famosa por sus formaciones geológicas que parecen sacadas de un cuento de hadas, pero también por sus cuevas y ciudades subterráneas que, siglos atrás, fueron refugio para la población. Un viaje a la Capadocia te llevará hasta las provincias de Kayseri, Nevşehir, Aksaray y Niğde, escenarios todos ellos que no te dejarán indiferente.

Quienes han visitado este enclave de pais entre dos continentes aseguran que hay que contemplar sus paisajes,  valles y ciudades al menos una vez en la vida. Su magia te envolverá brindándote una experiencia que hay que vivir en primera persona y, mejor, si lo haces con la compañía de un buen seguro de viaje.

Disfrutar de las vistas que ofrece uno de los múltiples globos aerostáticos de Turquía que sobrevuelan la Capadocia es una de las cosas más recomendables que hacer. La estampa onírica de la región se revela en su máximo esplendor desde las alturas, mostrando a vista de pájaro las bondades del Parque Nacional de Göreme, Patrimonio de la Humanidad desde 1985.

La mayoría de los vuelos parten por las mañanas de la ciudad homónima aunque las condiciones climatológicas no siempre lo permiten. Para no llevarte sorpresas desagradables, lo mejor es reservar esta experiencia el primer día de tu viaje a Capadocia. Así, si el tiempo no permite el vuelo de los globos aerostáticos esa jornada, tendrás otras oportunidades a lo largo de tu estancia.

Varios valles se suceden creando un paisaje mágico en Capadocia, sin duda, otra de las cosas que ver si viajas a la región turca. El Valle de las Rosas y el Valle Rojo, por ejemplo, están ubicados uno al lado del otro y una de las mejores cosas que hacer para recorrerlos es optar por visitarlos a pie. Hay varias rutas de diferente duración por lo que no está de más consultar los mapas antes de embarcarte en tu viaje a Capadocia.

No obstante, el Parque Nacional de Göreme esconde otros valles que ver. Pasabag, también conocido como el Valle de los Monjes, es un lugar imprescindible, no en vano tiene algunas de las ‘chimeneas de hadas’ más altas de la región. Pero aún hay más. ¿Listo para poner a prueba tu imaginación? Entonces no dejes de visitar Love Valley y el Valle de Devrent. Perderse entre sus originales formaciones es algo que hay que hacer si viajas a Capadocia. 

Varios valles se suceden creando un paisaje mágico en Capadocia, sin duda, otra de las cosas que ver si viajas a la región turca. El Valle de las Rosas y el Valle Rojo, por ejemplo, están ubicados uno al lado del otro y una de las mejores cosas que hacer para recorrerlos es optar por visitarlos a pie. Hay varias rutas de diferente duración por lo que no está de más consultar los mapas antes de embarcarte en tu viaje a Capadocia.
5 cosas que hacer en Capadocia
No obstante, el Parque Nacional de Göreme esconde otros valles que ver. Pasabag, también conocido como el Valle de los Monjes, es un lugar imprescindible, no en vano tiene algunas de las ‘chimeneas de hadas’ más altas de la región. Pero aún hay más. ¿Listo para poner a prueba tu imaginación? Entonces no dejes de visitar Love Valley y el Valle de Devrent. Perderse entre sus originales formaciones es algo que hay que hacer si viajas a Capadocia. 

Otro de los lugares que ver, necesariamente, en tu viaje a Capadocia es el Open Air Museum Göreme. Este museo al aire libre está salpicado de monasterios y capillas cubiertas de frescos excavadas en la roca que datan de los siglos X y XII. A escasos 20 minutos de Göreme caminando, es una visita que merece la pena.

Como también lo es, si tienes tiempo, el Castillo de Uchisar, ubicado a unos cinco kilómetros de la ciudad. Olvida la idea de castillo tradicional y es que, si por algo tienes que ver este, es precisamente por su singularidad ya que son viviendas excavadas en rocas altas, muchas de cuyas habitaciones están conectadas por túneles y escaleras.

Recorrer alguna de las numerosas ciudades subterráneas es algo que no puede faltar en tu lista de cosas que hacer en Capadocia. Una de las más recomendables es Kaymakli, la más extensa; aunque nada tiene que envidiarle Derinkuyu, a 85 metros de profundidad. Ambas ciudades son buenos ejemplos de las construcciones creadas íntegramente bajo tierra en Capadocia, lugares cuyas civilizaciones podían pasar años allí sin salir a la superficie.  
Para completar una jornada de turismo ‘redondo’ en tu viaje a la Capadocia, otra de las cosas que hacer imprescindibles es darse un baño turco. En el Hamman también podrás disfrutar de masajes o tratamientos corporales. Y si quieres completar tu sesión relajante ¿qué tal contemplar el atardecer en Capadocia desde algunos de los lugares más emblemáticos como el Sunset Point próximo al valle de las Rosas o el Red Valley Panorama Lookout, cerca de Ortahisar?.  

Si los atractivos de Capadocia te seducen debes saber que existen varias formas de llegar hasta esta región interior de Turquía. Una de las rutas más populares entre los viajeros parte de Estambul. Muchos aprovechan para conocer la ciudad y continuar sus vacaciones hasta su destino final.

Pero ¿como ir de Estambul a Capadocia? Más de 700 kilómetros separan ambas localizaciones por lo que, lo más rápido, es tomar un avión hasta Kayseri o Nevşehir y desde ahí, un autobús hasta Capadocia. No obstante, también cabe la posibilidad de hacer el trayecto en autobús (mejor por la noche para hacer frente a las cerca de doce horas que tarda en llegar) o en tren hasta Ankara y desde ahí en autobús.

¿Listo para preparar las maletas? No olvides marcar todo lo que ver y hacer en tu viaje a Capadocia y dejar hueco en la maleta para ir acompañado de un buen seguro de viaje.

¡Comparte en tus redes!
Calcula tu precio
Leer más artículos