Qué ver en Nueva Zelanda

Es muy posible que, si estás pensando en hacer un viaje a un destino remoto en Oceanía, Australia haya pasado por tu mente. Sin embargo, el continente es mucho más que el país de los canguros y la famosa ópera de Sidney y Nueva Zelanda es un buen ejemplo de ello. Su aislamiento geográfico constituye uno de sus grandes atractivos, un reclamo que invita a descubrir las maravillas que esconden sus dos principales islas (norte y sur) y otras tantas islas menores que hacen de este rincón del mundo un destino vacacional perfecto.

Los impresionantes paisajes de la región de Nelson Tasman, auténtico imán para artistas y artesanos; la intensa vida nocturna, senderos, cafés y orillas del río Waikato de la ciudad de Hamilton; la cosmopolita e impredecible capital, Wellington; comer cangrejo a placer en Kaikoura; la arraigadas tradiciones maoríes… Hay tanto que ver en Nueva Zelanda que, una vez visitado el país, siempre quedarán ganas de volver y, si te decides a repetir, un seguro de viaje anual será, sin duda, tu mejor compañero de vacaciones.

¿No sabes por dónde empezar? Aquí van algunos de los lugares que no te puedes perder y una buena selección de cosas que hacer en Nueva Zelanda para disfrutar de un viaje inolvidable. ¡Toma nota!

La costa oeste es una de las maravillas naturales que ver en Nueva Zelanda y recorrerla en autocaravana, furgoneta o, sencillamente, un coche, una de las mejores decisiones que puedes tomar. La carretera SH6 entre Haast y Karamea encierra un sinfín de atractivos. Los glaciares Franz Josef y Fox, las espectaculares galerías de jade de Hokitika o las Pancake Rocks son solo algunos ejemplos. Hay muchas propuestas de rutas y excursiones que hacer en esta zona de Nueva Zelanda aunque, si tienes tiempo, merece la pena alejarse un poco para visitar el Mildford Sound. Cascadas, acantilados, una panorámica única del Mitre Peak… No te arrepentirás.
Qué ver en Nueva Zelanda

La naturaleza es el mejor telón de fondo para multitud de míticos títulos de la gran pantalla y el Tongariro National Park, en el centro de la isla Norte, es la meca para los amantes de las aventuras de Frodo Bolsón. En este desierto alpino con tres volcanes humeantes muchos reconocerán el ‘Monte del Destino’ aunque el paisaje invita a perderse entre cráteres, lagos y zonas desoladas.

¿La idea de conocer ‘la Comarca’ te seduce? A unas dos horas del Parque Nacional de Tongariro está Matamata, una ciudad en la región norte de Waikato (isla Norte), en la que podréis hacer un tour guiado para conocer de cerca el mítico escenario de la saga, otra de las cosas que ver en Nueva Zelanda, sobre todo, para los fans de Tolkien.

Otra de las maravillas naturales que ver en  Nueva Zelanda es Rotorua. Este enclave geotermal ubicado en la isla norte es todo un espectáculo de géiseres, piscinas y aguas sulfurosas que, además, se completa con la amplia representación maorí que encontrarás en poblados tradicionales de los alrededores. 
¿Sabías que hay quienes llaman al país ‘la granja más grande del mundo’? La denominación tiene poco que ver con el amplio abanico de especies que verás en el país. El título viene motivado por la gran cantidad de ovejas (y vacas) con las que cuenta ¡hay más que personas! Por eso, una de las cosas más curiosas que hacer en Nueva Zelanda es disfrutar de una de sus competiciones de esquileo.
Playas, montañas, tradiciones… De todo ello y de mucho más disfrutarás en unas vacaciones en las antípodas de España pero, cuidado. Entre las cosas que hacer en Nueva Zelanda está también protegerse del sol. La ubicación del país coincide con una zona de la capa de ozono dañada y esos agujeros hacen que, en ocasiones, se desaten las alertas por radiación ultravioleta. 

¿Seducido por todas las cosas que ver en Nueva Zelanda? Sobran los motivos para imaginarse disfrutando de la naturaleza, cultura y encantos del país, un destino que, además, cuenta con buenas condiciones de seguridad y sanitarias. No obstante, unas vacaciones al otro lado del mundo no te resultarán especialmente baratas por lo que, contratar un seguro de viaje con cobertura de anulación o cancelación que proteja tu inversión ante cualquier imprevisto es más que recomendable.

Pero, además, este tipo de pólizas puede ayudarte a ahorrar en otros muchos aspectos. ¿Imaginas que te ves envuelto en medio de un imprevisto de la naturaleza que obliga a tu repatriación? ¿O que bebes agua de un lago y terminas en el hospital? ¿Y si tu maleta no aparece al llegar a tu destino? Contratar un seguro de viaje es la herramienta que necesitas para enfrentar estas y otras situaciones inesperadas con la tranquilidad de saberte protegido.

¡Comparte en tus redes!
Calcula tu precio
Leer más artículos